divendres, 20 de febrer de 2009

Francis Bacon


Exposición en el Prado de Francis Bacon. Inquietante, desasosegadora y en algunos casos terrible.
Cuesta pensar que un personage como él haya vivido tantos años y haya llevado una vida "normal".
Su vida fue un compendio de complejidad: irlandés, hijo de militar inglés en la Irlanda de principios del siglo XX, asmático tratado con morfina desde la infancia, homosexual expulsado de su casa a los 16 años por sus tendencias sexuales, lector precoz de Sigmund Freud, contemporáneo de las dos guerras mundiales, alcohólico, caótico y modelo de desorden físico y mental....y un genio.
De alguna manera sientes que aunque lleva la realidad hasta extremos insoportables, de alguna manera tiene razón, pero jamás colgarías un cuadro de él en tu casa.
Si alguien se escapa del arte con funciones decorativas y de hacer un espacio agradable, ese es Francis Bacon.